Nueva constitución, pingüinos y edad del voto